Cowboys dan de baja a Whitehead por presunto arresto

0
Lucky Whitehead, receptor de los Cowboys de Dallas, abandona el campo de prácticas en Oxnard, California, el lunes 24 de julio de 2017 (AP Foto/Michael Owen Baker)

OXNARD, CA — Los Cowboys de Dallas dieron de baja el lunes al receptor Lucky Whitehead, luego que se le vinculó con un arresto por robo de mercancía en una tienda.

El agente del jugador consideró que el caso se deriva de una confusión entre la identidad del detenido y Whitehead.

Whitehead, quien se encarga también de la devolución de patadas, dijo que “no sabía nada” del caso, mientras abandonaba el campo de prácticas, escoltado por un miembro de relaciones públicas de los Cowboys. Era la primera práctica matutina del campamento de entrenamientos en Oxnard, California.

Jonathan Perok, sargento de la policía del condado de Prince William, Virginia, dijo que Rodney Darnell Whitehead Jr, de 25 años, fue arrestado el 22 de junio, alrededor de la 1:30 de la madrugada, por robar 40 dólares en alimentos y comida de una minitienda de 24 horas.

Perok dijo que no podía confirmar que el hombre arrestado fuera el receptor de Dallas. Sin embargo, Whitehead es originario de Virginia, y los expedientes en internet coinciden con su nombre y fecha de nacimiento.

La guía de prensa de los Cowboys menciona que el primer nombre de Whitehead, jugador de tercer año, es Rodney.

El agente de Whitehead, Dave Rich, negó que su cliente hubiera sido arrestado. Precisó que no llegó a Virginia sino hasta 10 horas después del arresto.

De acuerdo con Rich, Whitehead niega que se le haya llevado a la cárcel.

Pero los Cowboys reaccionaron rápidamente en este caso, después de que dos jugadores de su defensiva fueron arrestados en el receso posterior a la campaña pasada.

El cornerback Nolan Carroll fue detenido en mayo, por cargos de conducir ebrio, mientras que el linebacker Damien Wilson fue arrestado en julio, por acusaciones de agresión agravada.

Ezekiel Elliott, corredor estelar del equipo, se habría involucrado en una pelea dentro de un bar en Dallas la semana pasada. Sin embargo, el informe policial no lo mencionó como participante en el pleito.

Elliott espera todavía la determinación de la NFL sobre un caso de violencia doméstica surgido hace un año, sin que los fiscales presentaran cargos formales. En su temporada de novato, fue líder de la NFL en yardas por tierra.

La víspera, el dueño de los Cowboys, Jerry Jones, negó que Elliott haya sido culpable por aquella disputa con su exnovia, el año pasado en Columbus Ohio, cuando era estrella de la universidad de ese estado.

Sin embargo, Jones no especuló sobre si Elliott será suspendido.

Con información de AP.