La esposa de Tom Brady, Gisele Bündchen, fue invitada en CBS This Morning el miércoles y le dijo a Charlie Rose que su esposo sufrió una conmoción cerebral durante la temporada 2016.

Las declaraciones de Gisele Bündchen fueron nueva información, ya que Brady jamás perdió un partido debido a una conmoción cerebral el año pasado. Tampoco pasó por el protocolo de conmoción, lo que puede ser porque Brady nunca le dijo a nadie del equipo o su personal médico sobre los síntomas que estaba experimentando.

Este miércoles, la NFL emitió una declaración sobre la revelación de Bündchen.

“No hay registros que indiquen que el Sr. Brady sufrió una lesión en la cabeza”

“Hemos revisado todos los informes relacionados con Tom Brady de neurólogos que trabajaron en casa de los Patriotas y en los juegos de la temporada 2016, así como informes de lesiones del club que fueron enviados a la oficina de la liga,” se dijo en el comunicado.

“No hay registros que indiquen que el Sr. Brady sufrió una lesión en la cabeza o una conmoción cerebral, o exhibió o se quejó de síntomas de conmoción.”

“Hoy hemos estado en contacto con la NFLPA y trabajaremos juntos para reunir más información del personal médico del club y el Sr. Brady. La salud y seguridad de nuestros jugadores es nuestra principal prioridad y queremos asegurarnos de que todos nuestros jugadores tengan y continúen recibiendo el mejor cuidado posible”.

Hasta el momento no existe récord alguno de que lo dicho por Gisele haya sido cierto, y Tom Brady no ha negado o confirmado las declaraciones de su esposa. El escritor de “Pats beat”, Mark Daniels informó que Brady solo fue puesto en el reporte de lesionados debido a su rodilla, tobillo y muslo.